Fondo Santa Eulalia

Moda tendencias y estilo en Barcelona – Blog Santa Eulalia

Hirst: El artista como marca

Coincidiendo con el cénit de la crítica más descarnada hacia su arte por parte de los “cejas altas”, esos intelectuales del arte que sólo ven concepto en los artistas difíciles, el niño terrible del brit art Damien Hirst será coronado “artista del año”.

La Gagosian Gallery prepara una gran exposición dedicada a las pinturas de Hirst simultáneamente en las once sedes que tiene: Nueva York, Londres, París, Los Ángeles, Roma, Atenas, Ginebra y Hong Kong. Miles de metros rellenos de puntos de colores.

Es la primera vez que la Gagosian dedica todos sus espacios expositivos a la vez a un único artista. Es una cuestión de “lo más es más”. Está asumido que Mercedes ofrece seguridad y prestigio y que Prada ofrece elegancia. El arte de marca funciona del mismo modo. Los amigos no le creerán cuando les diga: “He pagado 5,6 millones de dólares por esa estatua de cerámica”. Pero nadie mostrará extrañeza cuando digan: “lo compré en Sotheby’s”, “lo encontré en Gagosian” o “éste es mi nuevo Jeff Koons”.

The Complete Spot Paintings 1986-2011 by Damien Hirst, que es el título del proyecto, mostrará la amplia producción que el polémico artista británico ha realizado durante los últimos 25 años. Las obras pictóricas de Hirst son el paradigma del éxito. Un artista sin duda, que convierte en oro símbolos que se reconocen universalmente, porque atraviesan las fronteras de la cultura y el lenguaje artístico.

La muestra precede a la primera retrospectiva importante del trabajo de Hirst, que se inaugurará en la Tate Modern de Londres en abril de 2012.

Su carrera jalonada por los más increíbles hitos y por tener el don de la ubicuidad, atrae a los grandes coleccionistas y museos del mundo mientras que repele a las mariposas disecadas de la crítica más ilustre.

Cuando en Sotheby’s de Londres se hizo una subasta de todos los objetos de Pharmacy en 2004, pulverizó los récords con 20.521.060 de euros. Hoy un solo armario de acero inoxidable repleto de píldoras perfectamente organizadas, logra esa cifra.

La muerte y la fragilidad de la vida son sus temas recurrentes. Comenzó con el célebre tiburón muerto inmerso en una sustancia de formol y titulado “La imposibilidad física de la muerte en la mente de un ser vivo”,  y siguió con sus mariposas símbolos de  caducidad sobre telas monocromas, armarios con píldoras y sus reconocidos lunares.

Justo la noche en la que los mercados financieros se encaminaban hacia el desastre en 2008, el artista británico desairó a sus marchands y convenció a la casa Sotheby’s de esta ciudad de vender 223 obras nuevas. El artista saltaba a sus galeristas, los dos más importantes del mercado del arte.
En la subasta había animales muertos; ­tiburones, cebras, lechones y hasta un ternero flotando en enormes acuarios de vidrio en formaldehído, y armarios repletos de diamantes. Y pinturas a granel: pinturas girantes, pinturas con puntos, pinturas con mariposas pinchadas con alfileres debajo de un vidrio. Más de 21.000 personas visitaron Sotheby’s para ver la exposición previa. La venta alcanzó los 200,7 millones de dólares.

Este año pese a quién pese en el mundo del arte, Hirst será todavía más rico y famoso, y todos los medios hablarán de las pinturas de lunares como “fantásticamente aburridas”. Lo que ocurre es según Gagosian que “estas pinturas ya están en la cultura popular. Aparecen en anuncios comerciales, en ropa, en autos.”

Y por cierto, ¿alguien duda de su influencia en la moda del calaverismo fashion?

Damien Hirst

Damien Hirst

Share

Comentarios

  1. Pilar Mandl / 12 January 2012

    ¡Qué imágenes más buenas acompañando el excelente texto!
    Una vez más, muchísimas gracias por darnos una información tan interesante.

    Un saludo

    Pilar Mandl

  2. india / 16 January 2012

    Mi chiquitaju2 se ha quedado alucinado con el tiburón… “Otra vez, mamá! Otra vez! Enséñamelo otra vez!” y se acerca a la pantalla y mira y remira detalles… La foto de las pastillas le trajo a la mente a sus abuelas. Y los lunares de colores a un juego familiar muy divertido que ejercita la posibilidad de contorsionismo que no tenemos…. Hirst a los ojos de un niño, me encantó mezclarles a ambos, a usted y su saber hacer, y la interpretación básica de una criatura que se enfrenta al arte sin complicaciones ni complejos… Entre los dos me ayudaron a mirarle.
    Gracias Sra. Garrido, como siempre, más la emoción de mirar con mi peque…
    Saludos!!

  3. Blue / 16 January 2012

    Y seguimos aprendiendo. Adictos.
    ;-)
    Besos.

Añadir comentario